La oculta joya pirenaica

15 septiembre, 2010

La fama, como casi siempre, se la llevan los de arriba. Al norte de la provincia de Huesca, en la comarca del Sobrarbe, el valle de Ordesa, un enorme circo glaciar dominado por el macizo calcáreo de Monte Perdido (3.355 metros), y la brecha de Rolando, un estrecho collado cincelado en las verticales paredes del anfiteatro, acaparan la atención de turistas, excursionistas, viajeros y montañeros. Pero, por debajo y más escondido, al sur pero dentro también de los límites del Parque Nacional de Ordesa y Monte Perdido, el cañón de Añisclo merece compartir el prestigio de sus vecinos. Lee el resto de esta entrada »


Brindis de café en Huesca

14 abril, 2010

“A mediados de febrero salimos de Monte Oscuro y nos mandaron, junto con todas las tropas del POUM* que había en el sector, a incorporarnos al ejército que asediaba Huesca. Fue un viaje en camión de unos ochenta kilómetros, por aquella llanura invernal, donde las vides podadas aún no tenían brotes y las espigas de la cebada de invierno apenas asomaban del aterronado suelo. A cuatro kilómetros de nuestras nuevas trincheras, Huesca brillaba, pequeña y clara, como una ciudad de casas de muñecas. Meses atrás, cuando se tomó Siétamo, el general que mandaba las tropas del gobierno dijo alegremente:
– Mañana tomaremos café en Huesca. Lee el resto de esta entrada »


El último paraíso salvaje

16 enero, 2010

Todavía quedan espacios naturales salvajes, casi vírgenes, en un isla tan urbanizada como Gran Canaria, masivo destino turístico de sol y playa para media Europa. Allí, al suroeste canarión, existe y resiste el macizo de Güi-Güi o Guguy para los lugareños, una de las formaciones geológicas de mayor antigüedad en la volcánica isla. Lee el resto de esta entrada »


Tras los ecos del ‘atis Tirma’

5 diciembre, 2009

Un nuevo vuelo atrás y con menor justificación que en la primera ocasión, así que ya perdonarán. Ahora tan sólo aparecieron en las entrañas cibernéticas de Don Bito unas fotografías de mayo de 2006 y, además, algunas ya fueron publicadas, junto con un texto sobre aquella historia, en la edición canaria del extinto diario gratuito Metro. Imposible, por tanto, localizar aquel documento en estos momentos, circunstancia que se asemeja a una buena excusa para reescribir el relato y difundirlo junto a las imágenes en la bitácora. Lee el resto de esta entrada »


Vuelo atrás

28 septiembre, 2009
Paco Picó, casi sin querer, voló hacia atrás. Pero no al detrás del ámbito espacial, que suele ser habilidad común en los mosquitos y, por tanto, no sería noticia, si no al atrás temporal. Al antes, vaya. Total, un viaje en el tiempo más de diez años atrás. Pero tampoco literal, no crean que tiene superpoderes el insecto, si no figurado. Cosas de la informática, ya saben. Lee el resto de esta entrada »

Piratas de la UPNA

28 septiembre, 2009

“Mi amigo murió
en un accidente de circulación,
como un triunfador
con el pie pegado al acelerador;
no vio ese camión
le clavó el volante en el corazón.
Era un campeón
no había rivales para su motor”.

Es la una de la madrugada. Un coche, de color gris metálico, circula por una Vuelta del Castillo desierta. Árboles, gruesos y fuertes como legionarios, desfilan en columna de a uno y pausadamente tras los cristales. En el interior, tres amigos, estudiantes de la Universidad Pública de Navarra (UPNA), y música de Loquillo. Lee el resto de esta entrada »


Yo Riau-Riau

28 septiembre, 2009

“A las cuatro, el seis de julio,
Pamplona gozando va
pasando calles y plazas,
las Vísperas a cantar
al glorioso San Fermín,
patrón de esta ciudad,
que los pamplonicas aman
con cariño sin igual.
Delante van
chiquillos mil
con miedo atroz
dicen ‘aquí’:
un cabezón viene detrás
dando vergazos y haciendo chillar.
Riau,riau”

No aparecía nunca en el programa oficial de fiestas. Al Riau-Riau no le hacía falta. Tenía, como los propios Sanfermines, ese carácter de acontecimiento festivo espontáneo, de profunda expresión del pueblo de Pamplona. Lee el resto de esta entrada »